Tema 10. Manipulación manual de cargas

MANIPULACIÓN MANUAL DE CARGAS


Ya conocemos las posiciones en las que puede o debe estar el paciente en una cama hospitalaria, según su patología, prescripción facultativa, o en la posición que debe colocarse en la mesa del quirófano. Antes de ver la movilización del paciente, el celador debe saber que postura correcta conviene adoptar a la hora de realizar su trabajo sin que le ocasione un daño dorso-lumbar.


Se entenderá por manipulación manual de una carga “Cualquier operación de transporte o sujeción de una carga por parte de uno o varios trabajadores, como el levantamiento, la colocación, el empuje, la tracción o el desplazamiento, que por sus características inadecuadas entrañe riesgos, en particular dorsolumbares, para los trabajadores.” 

Dadas las características derivadas del trabajo generan en el celador una serie de trastornos o dolencias (dolores de espalda, lesiones en brazos, etc.) causadas por malas o forzadas posturas.

ERGONOMÍA. "Conjunto de ciencias y técnicas cuyo objeto es la adecuación entre el puesto de trabajo y la persona"

La Ergonomía tiene como principal objetivo adaptar el puesto de trabajo a la persona, reduciendo los efectos negativos sobre la salud del trabajador (ruidos, posturas, movimiento, carga mental y física, etc.), por lo que podemos decir que  la ergonomía se ocupa del confort posicional del trabajador.


PAUTAS GENERALES


1. Planificar el levantamiento
  • Utilizar ayudas mecánicas siempre que sea posible.
  • Solicitar ayuda de otros compañeros cuando el peso o la carga sea excesivo para una sola persona o la utilización de las ayudas mecánicas no sea posible, coordinándose entre ellos, contando uno, dos, tres, arriba.
  • Cuando se procede a movilizar a personas enfermas, éstas pueden realizar movimientos impredecibles, cambiando de este modo su centro de gravedad, por lo que se recomienda realizar la movilización del paciente en equipo.
  • Usar los equipos, calzado antideslizante y vestimenta adecuados.

2. Colocar los pies. Separar los pies para conseguir una postura estable, colocando un pie más adelantado que el otro, es decir un pie al lado del objeto y el otro por detrás, y las rodillas flexionadas.
El peso del cuerpo está concentrado sobre los pies. Comenzar el levantamiento con un empuje del pie trasero.

3. Adoptar la postura de levantamiento. Doblar las piernas manteniendo la espalda derecha. No flexionar demasiado las rodillas. Levantarse gradualmente por extensión de las piernas.

  • Proteger la espalda. Una espalda derecha hace que la espina dorsal, los músculos y los órganos abdominales estén en una alineación correcta.
  • Cuello y cabeza deben seguir la alineación de la espalda.
  • Se minimiza la compresión intestinal causante de hernias. Hacer buen uso de los músculos más grandes y fuertes de las piernas para moverse y levantarse, ya que no se fatigan tan rápido como los pequeños.

4. Agarrar firmemente. Sujetar con firmeza la carga empleando ambos manos. Dedos y manos han de extenderse por el objeto para ser levantados con la palma de la mano. Emplear solo los dedos se logra poca potencia y proporciona un agarre menos seguro.

5. Evitar los giros. No girar el tronco, no adaptar posturas forzadas. Procurar no efectuar giros, es preferible mover los pies para adoptar la posición adecuada. Para evitar la torsión del cuerpo (causa más común de lesión de espalda), se ha de cambiar el pie delantero en la dirección del movimiento.


6. Mantener la carga pegada al cuerpo. Durante el proceso del levantamiento de la carga se debe mantener la carga pegada al cuerpo.


7. Depositar la carga. Cuando el levantamiento de la carga vaya desde el suelo hasta la altura de los hombros o más, se apoya la carga a medio camino para poder cambiar el agarre.
Trabajar, si es posible, a una altura adecuada. Demasiado alto, hipertensión lumbar, demasiado bajo, espalda arqueada.
Es preferible empujar o deslizar que levantar




PESO MÁXIMO RECOMENDADO PARA EL LEVANTAMIENTO DE UNA CARGA

CARGA
  • Cualquier objeto susceptible de ser movido, incluyendo personas y animales.
  • Los materiales que se manipulen por medios mecánicos pero que requieran aún del esfuerzo humano para moverlos o colocarlos en su posición definitiva.

Cualquier objeto que manipulemos se puede considerar carga a partir de 3Kg, el peso de la carga es uno de los principales factores a la hora de evaluar el riesgo en la manipulación manual de cargas.

  • El peso máximo que se recomienda no sobrepasar en condiciones ideales de manipulación es de 25Kg.
  • Si los trabajadores expuestos son jóvenes, mujeres o mayores, no se deberían manejar cargas superiores a 15Kg.
  • En condiciones excepcionales, los trabajadores sanos y entrenados físicamente podrán manipular cargas de hasta 40Kg, en condiciones seguras y de forma ocasional.


El manejo de personas con enfermedades o discapacidades que les impiden moverse, pueden causar problemas de espalda, produciendo lesiones en los celadores. Es preferible pedir ayuda a otro compañero o ayudarse de grúas u otros equipos (ayudas mecánicas), siempre que sea posible.

Las ayudas mecánicas facilitan el manejo del paciente, reduciendo el esfuerzo y evitando riesgos dorsolumbares a los Celadores.

El peso teórico recomendado en función de la zona de manipulación:
  •  A la altura de la cabeza y pegado al cuerpo es 13 kg
  •  A la altura del codo y pegado al cuerpo es 19k
  •  Entre los codos y los nudillos pegado al cuerpo es de 25 kg
  •  Por debajo de los nudillos y pegado al cuerpo es de 20 kg




La zona de manipulación de una carga más favorable está comprendida entre la altura de los nudillos y el hombro (pegada al cuerpo), entre los codos y los nudillos (carga 25Kg). 
La zona menos favorable la tomamos a la altura de los hombres.

Condiciones ideales de manipulación
  1. Postura ideal para el manejo de la carga, espalda derecha, sin giros ni inclinaciones, carga cerca del cuerpo.
  2. Sujeción firme del objeto, con una posición neutral de la muñeca.
  3. Levantamientos suaves y espaciados.
  4. Condiciones ambientales favorables: (en locales cerrados)
Las condiciones ambientales favorables
  • Entre 17 y 27º C, será la temperatura para locales donde se realicen trabajos sentados, como las oficinas.
  • Entre 14 y 25º C, será la temperatura para los locales donde se realicen trabajos ligeros.
  • La humedad estará entre 30 y 70%, excepto en los locales donde existan riesgos de electricidad estática, esta será 50%.
  • Los trabajadores no estarán expuestos a corrientes de aire de forma frecuente cuya velocidad exceda de los limites siguientes:
                 - Trabajos en ambiente no calurosos: 0,25 m/s
                 - Trabajos sedentarios en ambientes calurosos: 0,5 m/s
                 - Trabajos no sedentarios en ambientes calurosos: 0,75 m/s



Fuente: Ministerio de Empleo y Seguridad Social/Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo.

sonsoleslc@ Publicado 15 de diciembre de 2017

No hay comentarios:

Publicar un comentario